Más Jausas en los medios

La Inspección de Trabajo no sancionará a las empresas que no registren la jornada diaria de trabajo

29/05/2017

Áreas de práctica: Derecho Laboral

Autores: Emma Vicente

La Inspección de Trabajo no sancionará a las empresas que no registren la jornada diaria de trabajo.

Como consecuencia de los dos recientes pronunciamientos del Tribunal Supremo (Sentencia de 27 de marzo 2017 y de 20 de abril 2017), la Inspección de Trabajo ha querido “complementar” la Instrucción 3/2016, sobre intensificación del control en materia de tiempo de trabajo y horas extraordinarias y, por lo tanto, en las actuaciones futuras no exigirá a las empresas la llevanza de un registro de jornada diario.

La Inspección matiza los criterios de actuación con los que operaba hasta ahora, y no multará a las empresas por la omisión del registro de la jornada diaria en consideración a la doctrina del Tribunal Supremo, que ha declarado que de la interpretación sistemática, literal e histórica de la norma (art. 37.5ET) no se desprende que sea una obligación exigible legalmente.

No obstante, la Inspección deja claro que la mera ausencia del registro de la jornada no hace claudicar la función de control que tiene, y que tampoco se exime a las empresas de respetar los límites legales y convencionales en materia de tiempo de trabajo y horas extraordinarias, por lo que el resto de criterios establecidos en la anterior Instrucción continúan siendo vigentes. A continuación, apuntamos dichos criterios a modo de recordatorio:

  1. Sí es exigible el registro de horas extraordinarias
  1. Es exigible comunicar al final de mes el número de horas extras realizadas al trabajador y a la representación legal de los trabajadores. La falta de comunicación se sancionará por incumplimiento del derecho de información de los representantes como falta grave.
  1. En el caso de que del registro se desprenda que se supera el límite anual de horas extraordinarias, se considerará una infracción grave. No se computarán como horas extras las que hayan sido compensadas mediante descanso dentro de los 4 meses siguientes a su realización.
  1. Si ante la falta de registro de horas extras se detectara (p.ej. por análisis de cuadrantes de turnos) prolongaciones de jornada, también se sancionará por superación de la jornada máxima de trabajo.
  1. Ante la falta de declaración y de abono de las horas extras se apreciará además infracción por impago de salarios, siendo posible sancionar a la empresa como falta grave (establecer condiciones de trabajo inferiores a las establecidas legalmente) o muy grave (el impago y retrasos reiterados en el pago del salario debido), a criterio de la Inspección.
  1. En el supuesto que se enmascare la remuneración de horas extras en conceptos salariales diferentes se extenderá acta de liquidación de pago de cuotas por la falta de cotización adicional de las horas extras, dando que estos casos suponen una minoración de las cuotas que hubiera correspondido ingresar.
  1. Cuando como consecuencia de lo anterior el trabajador haya percibido indebidamente una prestación superior a la que le correspondería, la Inspección podrá imponer una sanción muy grave por el incremento indebido de las bases de cotización del trabajador y, por lo tanto, de la prestación.
  1. Por último, mencionar que las normas sobre registro de jornada en trabajadores a tiempo parcial, trabajadores móviles en el transporte por carretera, de la marina mercante o ferroviarios no quedan afectadas por la doctrina del Tribunal Supremo y la Inspección seguirá exigiendo a las empresas la llevanza de los registros y proponiendo las sanciones por incumplimientos.

Podéis tener acceso a la Instrucción haciendo clic aquí.